La importancia de añadir a un hijo o hija en el seguro del coche

Todos sabemos que los jóvenes que se sacan el carné de conducir y no disponen de coche propio recurren a sus padres para que le presten el vehículo familiar. Y esto se puede transformar en una problemática cuando pensamos en el seguro y las consecuencias que puede suponer no tenerle incluido en la póliza.

En estos casos siempre suelen surgir las mismas dudas y por ese motivo, resolveremos las más habituales con el fin de poder poner más fácil esta situación a todos aquellos que lo necesiten.

¿No está cubierto cualquier familiar que conduzca el vehículo en la póliza que tengo contratada?

En una póliza de coche siempre figura el conductor principal, que suele coincidir con el tomador y propietario del vehículo. Pero también hay la posibilidad de incluir a un conductor secundario, ya sea habitual o no, que en la mayoría de casos suele ser la pareja, los hijos o cualquier otro familiar.

Las compañías de seguros tienen en cuenta que de manera puntual el coche se puede dejar prestado, ya sea en caso de emergencia o, por ejemplo, si el conductor ha tomado bebidas alcohólicas y no está en condiciones de conducir. Y no pasa nada.

Sin embargo, ese conductor ocasional muchas veces suele ser el hijo o hija que se acaba de sacar el carné de conducir o menor de 25 años. Y es entonces cuando podemos encontrarnos con problemas ya que las compañías de seguros suelen dejar muy claras cuales son las coberturas y exclusiones de una póliza. Por eso es muy importante tener en cuenta este dato y valorar la inclusión de cualquier conductor secundario, independientemente de quien sea o el uso que se le dé al vehículo.

¿Es obligatorio incluir a mi hijo o hija si va a conducir de manera ocasional?

No es obligatorio, pero se deben tener en cuenta una serie de aspectos.

Un conductor novel puede conducir de manera ocasional cualquier vehículo, sin embargo, es muy conveniente que sí aparezca incluido en la póliza ya que, en el caso de producirse un accidente, la compañía aseguradora podría negarse a atender el siniestro y, por lo tanto, los daños ocasionados a terceros.

Es por esto que se aconseja la inclusión del conductor novel en la póliza, ya que aunque la prima puede llegar a aumentar hasta un 50% del importe total, este coste sigue siendo inferior a lo que pudiera suponer hacer frente al pago de un siniestro de responsabilidad civil en caso de accidente.

Asimismo, hay algunas aseguradoras que ofrecen ofertas por incluir a un conductor novel en la póliza de auto.

¿Si no está incluido en la póliza y tiene un accidente la compañía aseguradora atendería el siniestro?

Las compañías aseguradoras consideran que cuando el segundo conductor es un menor de 25 años con menos de 2 años de experiencia el riesgo de accidente es muy elevado por lo que suelen desentenderse si el mismo no está incluido en la póliza.

Sin embargo, si en caso de accidente el conductor no aparece en la póliza, pero tiene un perfil parecido al del tomador (edad, experiencia, etc.) es habitual que las compañías se hagan cargo del siniestro.

Los jóvenes menores de 25 años con menos de dos años de experiencia suelen pagar primas muy elevadas debido al riesgo que suponen para las aseguradoras.

Pero, sea cual sea el perfil del conductor, la aseguradora nunca asumirá los gastos de un siniestro que se haya producido por incumplimiento de las normas de circulación o comportamientos irresponsables como puede ser conducir bajo los efectos del alcohol o drogas. Estas acciones por parte de cualquier conductor están fuera de la cobertura de las aseguradoras.

¿Qué diferencia hay entre incluirlo como conductor habitual o conductor ocasional?

En una póliza de auto encontramos diferentes figuras, que pueden o no ser la misma persona:

  • El propietario del vehículo.
  • El tomador del seguro.
  • Conductor principal.
  • Conductor ocasional.

Una vez claro esto, debemos tener en cuenta que el conductor principal de vehículo es importante puesto que será a partir del cual se calculará la prima y el riesgo.

A partir de ahí, se pueden añadir uno o más conductores habituales los cuales en caso de siniestro quedarán protegidos por parte de la compañía aseguradora.

En Barea & Zango estamos a su disposición para ayudarle a conseguir el mejor precio en su póliza, con o sin conductor habitual, además de conseguir las mejores coberturas del mercado. No dude en contactar con nosotros e informarse.

Escrito porSoraya González VázquezGestora de seguros.