¿Puede un vecino moroso ser presidente de su comunidad?

Como Administradores de fincas podemos afirmar que, en una Junta de propietarios, el punto de la elección de la Presidencia y la Vicepresidencia suele ser el más incómodo para los propietarios asistentes.

En ese momento es habitual que se inicie un juego de despiste, de comentarios sobre las presidencias anteriores y sobre los propietarios que nunca han cumplido con su responsabilidad y es en esos momentos cuando se tiende a nombrar presidente o presidenta a la persona que corresponda según el orden marcado.

Entonces el resto de vecinos parece respirar, aliviados por no ser nominados, sin tener en cuenta que lo que realmente importa es que las personas escogidas realicen las funciones necesarias para el beneficio de la totalidad de la Comunidad de propietarios.

El perfil de los propietarios morosos

La ley no indica de forma explícita que un vecino moroso no pueda ocupar la Presidencia pero en casos de morosidad, entendiendo esta como el impago sistemático de todos los recibos generados durante un largo periodo de tiempo, normalmente estaremos hablando de una persona que suele responder a un perfil con bajo nivel de implicación y lo más probable es que haga dejación de sus funciones como presidente o presidenta, quedando la Comunidad desamparada durante su mandato.

La complicación puede ser mayor en el caso que la finca tenga obras previstas o en curso o bien que en la Junta se acuerde el inicio de un procedimiento judicial para denunciar la morosidad, propia y ajena. En esos casos seguramente los acuerdos quedaran postergados hasta la próxima Junta, desperdiciando un año en la gestión de la finca, complicando el trabajo de la Administración y poniendo a prueba la paciencia de los copropietarios.

Otro punto a tener en cuenta es que la comunidad debe considerar la importancia de iniciar las correspondientes demandas Judiciales en los casos de morosidad, ya que sirven para salvaguardar los intereses comunitarios, y, como es lógico, un presidente moroso no iniciará ningún procedimiento que vaya en su contra.

¿Quién se hace cargo de la deuda de un moroso si este o esta vende su vivienda?

Si un propietario moroso no ha sido denunciado y logra vender su vivienda sin el correspondiente certificado de corriente de pago, al poder reclamar únicamente al propietario entrante la deuda del año en curso más el año anterior, los copropietarios deberán ser solidarios con cualquier deuda anterior de dicha vivienda.

Las tareas de Presidencia en una comunidad no tienen por qué ser una carga

Elegir un buen Administrador de fincas colegiado, que haga uso de las nuevas tecnologías y la gran variedad de programas de mensajería que todos tenemos a nuestra disposición, puede facilitar mucho la tarea de la Presidencia de una comunidad de vecinos y hacer que su desempeño no represente una carga para la persona encargada de dicha función.

Un trabajo conjunto y bien coordinado entre Presidencia y Administrador implica un importante ahorro en tiempo y recursos, y hace que ser presidente o presidenta de una comunidad no suponga una carga tediosa para los vecinos que tengan que ostentar dicho cargo.

Desde Barea & Zango les recomendamos que, aún y cuando la ley marca que “el ejercicio de los cargos es obligatorio”, la practicidad y el sentido común deben prevalecer en las Juntas de propietarios de las comunidades y no es recomendable asignar cargos a personas no capacitadas para ellos, en especial a personas que puedan paralizar o entorpecer el día a día en la administración de una finca.

Una Presidencia elegida de forma razonada es la mejor opción para procurar que las decisiones que puedan tomarse, aunque no sean del agrado de todos, tengan como objetivo beneficiar a toda la comunidad.

Escrito porNúria Rostand TorrenteOficial Habilitada de Administración de fincas.